Hubo buenas y malas pero no imposibles

Por favor. Esta vez, sin excusa, sin preámbulos, sin disculpas.

Se quiere o no se quiere. No es mucho más complicado que eso.

Uno aprende a estar en la cresta de la ola

O a buscar la forma de sobrevivir cuando el mar va llevándote al fondo

INTENTANDO

Porque ahora que lo veo, hubo buenas y malas pero no imposibles.

Porque los “peros” y los “no” los decretamos nosotros.

Porque nos dormimos en los sueños

Porque el tiempo siempre fue el mejor cuento y

El “no se puede” la mejor excusa.

La cicatriz que me parte en dos

Y con especial énfasis en el costado izquierdo

Me indica que esta vez

Él único imposible será

Empezar un segundo round.

 

#TodosLosDiasEsVerano

Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter0Pin on Pinterest0Share on LinkedIn0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *